lunes, 9 de marzo de 2009

Me llevo consigo

Me llevo el día
Y me llevo la noche
Junto con las estrellas
Me llevo tu nombre
Cuando cierre los ojos
No será para siempre
Aunque en la eternidad
Nada son los días
Como un abrir y cerrar de ojos
Será mi espera, no habrá cielo
Si en el falta una estrella
Como no es vida
Si en ella me falta algo
No podré irme
Si tú te me quedas mirando
Si tus ojos se ponen tristes
Si tu garganta no sale el canto
Si tus lágrimas forman mares
Si tus gritos son fuentes
donde se bañan los pájaros
Entonces abriere los ojos
Y saldré caminando
No habrá cielo, sino mares de pájaros
Si tú, te me quedas mirando.

2 comentarios:

entreprincipesyrevolucionarios dijo...

Si hay algo que admiro es la mirada nunca observada.
La de ensueño, la esperada, la que guardamos y aguardamos.
Y las que nos lleva donde quiera que va, regalando colores y compartiendo paisajes.

Besos y dibujos imaginarios
Esme

eduprecidente (con c ) dijo...

Esmeralda, yo admiro este dialogo cotidiano, que me acerca la poesía, que comparto con tus palabras, que me acerca tu mirada.
Besos, sin glosarios.
Edu