sábado, 17 de enero de 2009

La ausencia, tu presencia

La ausencia ase más fuerte mi presencia
Nada se pierde todo se transforma
Los silencios son voces
Las lágrimas son remansos
Tu ausencia son presencias
Los días de enero son los más largos
Son como puñales que se deslizan como discos de arados
De ese dolor saldrá el trigo, de el brotara el canto.

Hay un mes,
El de enero, que parece el más largo
Solo la dicha lo hace mas corto
Lo que estamos siempre tristes
Carecemos de verano.
La ausencia, tu presencia
Hay presencia que no nos dicen nada
Y distancia, que nos dejan solos

Y vivimos exilados en nosotros mismos
Con un saco viejo, ya tan gastado
Y es hay que descubrimos
Que nuestra alma ya no nos sirve
De nada, si no tenemos a quien dársela
Y nos descubrimos, con una moneda falsa
Un billete sin valor, al costado de una feria
Al costado de las vanidades y solo nos
Queda nuestro consuelo, que es el llanto
Y de haber querido, en este mundo
Que tan poco le importa todo.

3 comentarios:

Ssplash dijo...

Edu

Nuestra alma que le impulsa adelante, a reencontrarse consigo misma a pesar de todo lo que se cierne a veces a nuestro alrededor. Todo está dentro, en realidad. No hay más remedio.

Tu lucidez encontrará soluciones recicladas aunque temporalmente olvidadas.

Besos enormes,

eduprecidente (con c ) dijo...

Ssplash abecés la poesía, es solo un simulacro, de encuentros o desencuentros, en este caso fue, solo lo segundo, es fantasmas que exorcizo por medios de mis palabras, que son como esas lagrimas, que se desoxida al ver la luz, que terminan siendo vientos, pequeños huracanes, que valla a saber, si encuentran alguna vez un destinatario, o algún que otro destino, mejor que el mió.
besoss
Edu

alas dijo...

se me hace tan raro pensar en un enero de verano...
supongo, que aquí aunque hace frío siempre en este mes, si tienes el corazón alegre, resulta más cálido...
mi enero, es templado

un beso,